LED

Iluminación LED en monumentos y obras de arte


LED para iluminar La Capilla Sixtina

 LED4ART e ILLUMINATE son dos proyectos piloto de financiación europea que tienen un objetivo común: incrementar la concienciación en torno a las soluciones LED y fomentar su uso.

 

 29-10-2014 | FUENTE: COMISIÓN EUROPEA

LEDLas pinturas de Miguel Ángel en la Capilla Sixtina del Vaticano han vuelto a la vida gracias a un revolucionario sistema de diodos emisores de luz (LED), nacido de un proyecto de investigación europeo denominado LED4ART. Gracias a los 7 000 diodos de los que dispone la instalación, los frescos de Miguel Ángel se ven ahora como nunca: por primera vez, algunos se ven en tres dimensiones desde el suelo y, en general, pueden apreciarse mejor los detalles. El nuevo sistema ahorra un 60 % de emisiones y costes energéticos, y la menor agresividad de la tecnología hace que las pinturas envejezcan menos que con el sistema anterior.

La iluminación representa el 20 % del consumo energético en el mundo y en la UE se está eliminando progresivamente el despilfarro de las bombillas incandescentes para sustituirlo por una iluminación más ecológica, basada en tecnologías más eficientes desde el punto de vista energético y respetuosas con el medio ambiente, como es el caso de los LED. Para 2020, este cambio representará un ahorro energético equivalente al consumo anual de 11 millones de hogares y supondrá una reducción media del recibo de la luz de entre 25 y 50 euros al año.

 

LED4ART e ILLUMINATE son dos proyectos piloto de financiación europea que tienen un objetivo común: incrementar la concienciación en torno a las soluciones LED y, así, fomentar su uso.

 

ILLUMINATE, ha dado una segunda vida a:

El ayuntamiento de Belfast, Reino Unido: ahorro anual: 67 % de energía;

Porto Antico, Italia: ahorro anual: 62 % de energía;

Acuario de Génova, Italia: ahorro anual: 54 % de energía;

Experimentarium, Dinamarca: ahorro anual: 55 % de energía;

CretAquarium, Grecia: ahorro anual: 60 % de energía;

Museo Lituano del Mar, Lituania: ahorro anual: 59 % de energía;

Zoo de Rotterdam, Países Bajos: 64 % de energía;